La borrachera en las religiones, los mitos y la historia

Escrito por  May 29, 2014

Foto: Escultura. El cíclope Polifemo borracho, es cegado por los griegos compañeros de Odiseo.
Extensión 3 Capítulo 1
Por Ricardo Brizuela

Un repaso por la historia y los mitos nos  da cuenta de la influencia del vino en algunos episodios muy particulares y que se destacan como borracheras, como diría nuestro personaje el Vino en sus relatos que estamos publicando.

En SoyelVino - esta fantasía literaria que estamos editando - aclarabamos que su irrupción en el mundo del hombre en el prehistoria, estuvo marcado por una fenomenal borrachera de quien lo descubriera. Sin embargo  él mismo Vino aclara “pude ver por primera vez a un hombre ebrio aunque no puedo asegurar que fuera la primera borrachera de la historia”, dice pensando en la imaginación de quienes construirían luego las leyendas y mitos con personajes  atemporales.

Sin duda la más famosa borrachera es la de Noé, relatada en la Biblia, luego de haber soportado el diluvio, sembrado la vid, cosechada la uva y producido su vino, que tuvo como consecuencia el conflicto con sus hijo y su nieto Canaán a quien maldijo por burlarse de él estando borracho. El episodio bíblico lo recuerda a Noé como el primer viticultor, aunque la historia del vino pareciera haber comenzado mucho antes del diluvio.

También en culturas diferentes se da esta influencia del alcohol:  En México se reconoce a los dioses ebrios, símbolo del cambio de época. También la presencia del pulque, una bebida primitiva, señala un plano de respeto: Se conoce la presencia de los “400”, siendo cada uno de ellos dioses protegidos. No se podía insultar a un borracho pues se  podría estar ofendiendo a una deidad. En la ilustración de la izquierda se representa a Tepoztécatl, uno de los “400 conejos”, era dios del pulque de Tepoztlán. Códice Magliabechiano

Los griegos tenían su borracho: era el cíclope Polifemo, que había comido y encerrado a los griegos compañero de Odiseo. Este y sus amigos lo emborracharon para cegarle el único ojo que tenía, y conseguir la libertad. Previo a esto Polifemo le preguntó su nombre a Odiseo y éste lo engaña diciendo, mientras le daba vino,  “Outys”: Nadie. Privado de su visión el gigante sale gritando: “Nadie  me destruyó”, “Nadie me cegó”.  Los griegos tenían otro borracho en el altar de los dioses: era Sileno, el dios menor de la embriaguez, un gordo hablador a quien le adjudicaban el don de la sabiduría.

En la mitología de Egipto se señala a la Diosa Hathor, que cambió de nombre luego de unas libaciones de cerveza que la emborracharon totalmente, volviéndola más buena con su pueblo. Su padre Ra la nombró como la diosa de la dulzura, el amor y la pasión.

Estos son los más destacados borrachos de los mitos y la historia.

Muy pronto Primer Tomo Completo A la Venta en Diferentes Plataformas (Papel/Tableta/SmartPhone...y mas). Especial para Regalar.

...y sigue disfrutando de buena música.

Fin de nuestro material.--------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

 

 

Ultima vez modificado Martes, 04 Junio 2019 04:37